Cuba actualiza su política migratoria

La noticia más esperada por quienes estamos fuera y dentro de la “isla”, la política migratoria cubana -una maquinaria que se perdía en peticiones a distintos organismos en Cuba- ha sido modificada y a partir del 14 de enero de 2013 los cubanos podrán salir sólo con su pasaporte y el visado del país de destino.
Hasta este momento para salir de Cuba era necesario la llamada “carta blanca”, expedida por el Ministerio del Interior (MINIT) y en caso de estar estudiando o trabajando la aprobación del centro correspondiente. Además, antes de salir del país el MINIT investigaba tu vida y obra durante más o menos un mes, siendo imposible salir del país hasta no tener el permiso, aunque el visado entrara en vigor.
No obstante, las noticias para quienes estamos fuera no son muy distintas de las que ya teníamos, pues según una disposición especial única: Los ciudadanos cubanos que a la entrada en vigor del presente Decreto-Ley residen en el exterior en calidad de emigrados o con permiso de residencia en el exterior, mantienen su condición migratoria.
En una nota de prensa publicada por los medios cubanos informan que: “los titulares de pasaporte corriente, expedido con anterioridad a la vigencia de esta decisión -que estén en Cuba es oportuno aclarar-, deberán solicitar su actualización sin gravamen alguno a las autoridades competentes del Ministerio del Interior. Asimismo, quienes cuenten con un permiso de salida vigente, podrán salir del país sin necesidad de un nuevo trámite.”

“También se ha dispuesto extender a 24 meses la permanencia en el exterior de los residentes en Cuba que viajen por asuntos particulares, contados a partir de la fecha de salida del país. Cuando excedan este término deben obtener, plasmada en el pasaporte, la constancia de la(s) prórroga(s) de estancia correspondiente, otorgada por un consulado cubano.”, señala la nota.
Entre los cubanos que no pueden obtener el pasaporte, ni salir de la isla, según enumera la Gaceta Oficial de la República de Cuba en su Decreto-Ley No.302 publicada el 16 de octubre de 2012, están los siguientes casos:

a) Estar sujeto a proceso penal, siempre que haya sido dispuesto por las autoridades correspondientes.
b) Tener pendiente el cumplimiento de una sanción penal o medida de seguridad, excepto en los casos que se autorice de forma expresa por el tribunal.
c) Encontrarse sujeto al cumplimiento de las disposiciones sobre la prestación del Servicio Militar.
d) Cuando razones de Defensa y Seguridad Nacional así lo aconsejen.
e) Tener obligaciones con el Estado cubano o responsabilidad civil, siempre que hayan sido dispuestas expresamente por las autoridades correspondientes.
f) Carecer de la autorización establecida, en virtud de las normas dirigidas a preservar la fuerza de trabajo calificada para el desarrollo económico, social y científico-técnico del país, así como para la seguridad y protección de la información oficial.
g) Los menores de edad o incapaces que no cuenten con la autorización de los padres o representantes legales, formalizada ante Notario Público.
h) Cuando por otras razones de interés público, lo determinen las autoridades facultadas.
i) Incumpla los requisitos exigidos en la Ley de Migración, su Reglamento y en las disposiciones complementarias relacionadas con la solicitud, emisión y otorgamiento de pasaportes.

Desde las anunciadas reformas de las leyes cubanas, siendo más conocida la posibilidad de trabajar por cuenta propia, en Cuba otras leyes han sido derogadas como la Ley No. 989 de 5 de diciembre de 1961, por la cual se establecía que el Estado cubano podía confiscar los bienes a los cubanos inmigrantes.
En noviembre de 2011 entró en vigor la ley para la regulación de la propiedad de viviendas en Cuba, autorizando las permutas, donaciones y compra-venta de casas, e incluso se reconoció los derechos de propiedad de quienes dejaran la “isla”: 

Las viviendas propiedad de personas naturales cubanas que abandonen definitivamente el país, podrán ser transmitidas a los cónyuges, ex cónyuges y familiares hasta cuarto grado de consanguinidad siempre que hayan convivido permanentemente con el propietario durante cinco años. En estos casos, se reconocerá el derecho a la propiedad de la vivienda sin que medie pago, aunque los nuevos propietarios estarán obligados a liquidar los adeudos que pudieran quedar pendientes con el Banco; igualmente tendrán que abonar el Impuesto sobre Transmisión de Bienes y Herencias.”

“Paulatinamente  se  adoptarán otras medidas relacionadas con el tema migratorio” apuntan en la nota. Ojalá sea pronto y tengan en cuenta a quienes vivimos fuera de Cuba.

EN SCRIBD pueden ver y descargar la Ley de Migración

Tu opinión vale

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s