En la Sierra Nevada de Andalucía

A más de 2000 metros de altitud se encuentra Sierra Nevada, en las provincias de Granada y Almería. Ya les había comentado brevemente mi estancia en esta montaña andaluza, hoy les regalo más fotos y otros detalles. Si les soy franco cuando me dijeron de ir a Granada, lo que más me ilusionaba era poder ver la nieve, de La Alhambra tenía referencias y aunque me encantó, la Sierra Nevada fue la novedad del guajiro -persona que vive en el campo-, como decimos en Cuba.

En el camino lo único que solía mirar era la carretera para ver la nieve, el frío ni lo notaba, era finales de diciembre de 2010 y estaba a golpe de abrigo todo el día. Poco a poco fue apareciendo nieve y los oídos se tupían que a esas alturas, al menos yo tengo que masticar algo.

Este macizo montañoso cuenta con un Parque Natural y la estación de esquí más al sur de Europa. “La estación se sitúa en la localidad de Monachil, a unos 32 km de Granada y a solamente unos 45 minutos en coche”, precisan en una página sobre esta estación de esquí. Cuentan que “la cumbre más alta de la Sierra Nevada es Mulhacén a unos 3.481 metros, y la segunda es Veleta a unos 3.398 metros”. En este Parque Natural hay 66 especies vegetales vasculares endémicas y otras 80 especies animales propias.

De lo que dicen en la Wiki, hay una historia peculiar sobre la zona:  “Donde hoy en día se halla la Laguna de Vacares, en un tiempo lejano existió un jardín muy hermoso, al que frecuentemente acudía una bella princesa al encuentro con su amante. Un influyente príncipe moro también la amaba pero sin ser correspondido. Un día, cansado de ser rechazado y cegado de celos se quiso vengar y decidió asesinar a su rival. Una noche, mientras los amantes se hallaban reunidos, consumó su venganza cortándole la cabeza al joven, quien, seguidamente, se convirtió en una piedra negra aún hoy visible sobre uno de los márgenes de la laguna.”

“Ante esta visión, la princesa subió a una peña, comenzó a llorar hasta cubrir el jardín con éstas e inundándolo por completo. Tras ello se convirtió ella también en una roca. Se dice también que en ocasiones se escuchan gritos terribles gemidos, procedentes del fondo de la laguna, proferidos por el moro.”

Sin dudas el amor ronda cualquier sitio por alejado que esté, Sierra Nevada no podía ser menos, la belleza de su nieve se da para estas y más historias, aunque no vi a Blanca Nieves por las alturas, jajaja… nos vemos. Si quieren ver más fotos, visiten nuestro álbum Sierra Nevada en Flickr.

Anuncios

Tu opinión vale

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s